Queso Fresco y Requesón

Un básico muy sencillo

Llevába muchísimo tiempo queriendo hacer esta receta. A veces, incluso había mirado en tiendas online diferentes moldes para poder hacerlo, pero nunca me había atrevido a realizar la compra. A día de hoy me alegro, es una receta fácil, que se puede hacer con las cosas de casa y un poco de cuajo. Pero que tiene muchas horas de reposo. La elaboración es sencilla, pero el reposo ocupa más de 24 horas. Así que antes de poneros manos a la obra, leed la receta y planificad vuestro tiempo!

Ingredientes:

  • 2 litros de leche entera fresca
  • 1 cdt. de sal
  • 1 cdt. de cuajo en polvo
  • 100 gr. de leche en polvo

Elaboración TMX:

Echamos todos los ingredientes en el vaso de la TMX y mezclamos durante 15 segundos a velocidad 3 y 1/2. Seguidamente programamos 8 minutos a temperatura 90ºC en velocidad 1. Cuando termine programamos 10 minutos a 60ºC en velocidad 1 y finalmente 15 minutos a 37ºC a la misma velocidad. Cuando termine volcamos en una jarra o en una olla y dejamos reposar encima de la encimera entre 2 y 3 horas. Para darle tiempo al suero a separse del cuajo. Pasado este tiempo meter un chullillo y cortar el cuajo en forma de cruz. Cualdo veáis que está separado forráis el cestillo de la TMX con una gasa fina y filtráis la mezcla por ahí. El cuajo que se queda en el cestillo será el queso. Lo apretáis bien con las manos y lo dejáis escurrir en el vaso de 4 a 5 horas. Para que suelte bien el suero. De vez en cuando lo apretáis, para ayudarlo. Una vez terminado lo pasáis al molde que queráis, echándole un poco de sal por ambos lados del queso y lo dejáis reposar toda la noche en la nevera bien tapado antes de ser consumido.

Elaboración tradicional:

Echamos todos los ingredientes en una olla y ponemos a calentar a fuego medio. Removemos bien para que se integren todos los ingredientes, os podéis ayudar de unas varillas. Cuando veáis que la leche está tibia retirar del fuego y dejadla reposar entre 2 y 3 horas. Pasado este tiempo meter un cuchillo y cortar el cuajo en forma de cruz. Forramos un colador con una gasa y escurrimos la mezcla sobre él. Lo que se queda en la gasa es el queso. Lo apretáis bien y lo dejáis escurrir entre 4 y 5 horas, apretando de vez en cuando. Pasado este tiempo, lo pasáis al molde que queráis, echándole un poco de sal por ambos lados del queso y lo dejáis reposar toda la noche en la nevera bien tapado antes de ser consumido.

Notas:

  • El queso debe estar bien apretado en el molde, sino en el corte se desmoronará.
  • No tiréis nunca el suero, es muy rico y saludable. Lo podéis utilizar para cocinar o para hacer bizcochos!! Dura hasta 6 meses en la nevera.
  • Controlad las temperaturas, si se os calienta demasiado la leche en la elaboración tradicional, el cuajo no podrá realizar bien su función. No os paséis calentando!!

Requesón

Con el suero que nos ha sobrado de hacer el queso podemos hacer requesón. Símplemente tendréis que echarlo en el vaso de la TMX y programar durante 20 minutos a 100ºC en velocidad 2. Cuando termine lo filtráis y lo que queda en la gasa es el requesón. El sabor es inmejorable, de modo que  os lo recomiendo al 100%!!

Si no tenéis TMX os recomiendo que controléis la temperatura con un termómetro, para no excederos mucho, por lo demás mismo tiempo de coción y filtrado.